Select Page

Si no armamos el mejor equipo gana el kirchnerismo”, advirtió, al anunciar que ya no competirá por la Gobernación

En una jornada marcada por las versiones sobre la marcha de las negociaciones en la oposición, Francisco De Narváez bajó ayer su candidatura a la gobernación bonaerense por el Frente Renovador. La renuncia, dijo, apunta “a facilitar” un eventual acuerdo entre Sergio Massa y Mauricio Macri, que el “Colorado” viene reclamando con la advertencia de que si no conforma esa alianza no se podrá derrotar al kirchnerismo en las elecciones .

De Narváez anunció ayer a través de una entrevista radial que ya no competirá por la sucesión de Daniel Scioli, una posibilidad que se había instalado como eje de fuertes especulaciones en los últimos días. “Para facilitar ese acuerdo es que retiro mi candidatura a gobernador. Ahora depende de Mauricio Macri y de Sergio Massa”, dijo el diputado nacional del Frente Renovador, fuerza a la que había desembarcado en enero de este año.

“Llegó la hora de la verdad. Sólo si se hace el acuerdo se puede derrotar al kirchnerismo. Yo soy candidato a la unidad, soy candidato de la oposición que se quiere unir”, dijo ayer De Narváez, quien agregó que ahora su rol será que Macri y Massa se pongan de acuerdo.

Consultado si su decisión es para cederle la candidatura a Massa, respondió: “No soy quien debe decir donde debe ir” cada dirigente, dijo De Narváez, quien además subrayó que seguirá acompañando políticamente al líder del Frente Renovador. “No estaría tranquilo en no tener un rol activo en esto y mi parte es dejando espacio para que sea parte de un acuerdo”, añadió De Narváez, quien apuntó que Macri y Massa “tienen por delante una enorme responsabilidad”.

GESTO HACIA EL PRO

De Narváez declinó su candidatura horas después de que Macri afirmara que si el ex intendente de Tigre lo llama para ofrecerle ser candidato a gobernador en una misma lista le respondería “que no, porque yo tengo una candidata y es María Eugenia Vidal” en la Provincia. En tanto, Massa se reunirá el lunes en San Miguel con la mesa chica del Frente Renovador y el martes realizará un anuncio que definirá su futuro político antes de la fecha límite para la inscripción de alianzas, el miércoles 10.

La renuncia del “Colorado” fue, en los hechos, una clara señal de que hoy por hoy Massa ya tiene descartada la posibilidad de competir por la presidencia y ahora apunta a una postulación bonaerense, una lectura que, incluso, fue reforzada por los propios dirigentes del Frente Renovador.

En ese sentido, uno de los hombres designados por Massa para negociar un posible acuerdo con Macri, el intendente de Junín Mario Meoni “blanqueó” ayer esa estrategia. “La renuncia de De Narváez fue pactada con Massa para mostrar que nosotros abrimos todas las candidaturas que tenemos, ponemos todo sobre la mesa y que Macri diga qué es lo que quiere. Ya más gestos no podemos hacer”, disparó.

En ese marco, De Narváez se mostró ayer confiado en que las negociaciones lleguen a buen puerto. “Soy un optimista por naturaleza y hasta el último minuto hay que procurar que esto (el acuerdo) se dé”.

NEGOCIACIONES

Con todo, y pese al planteo del “Colorado”, en las últimas horas todas las señales apuntan a que el acuerdo no sería posible.

Ayer, el propio Macri fue contundente al descartar esa posibilidad. “Le digo que no”, respondió el jefe de gobierno porteño cuando le consultaron por su respuesta ante un eventual planteo de Massa para competir por la gobernación bonaerense en una boleta del PRO. “Yo tengo una candidata y es María Eugenia Vidal”, agregó el jefe de Gobierno porteño.

“Nosotros hemos marcado el camino desde el día cero. Lo marcamos cuando dijimos que Argentina necesita un cambio”, sentenció Macri, quien sostuvo que la alianza que había sellado en las elecciones parlamentarias de 2013 con Massa “fue circunstancial” para “ponerle un freno a la reforma constitucional que impulsaba el Gobierno”. En este sentido, sostuvo que al día siguiente de esa elección la alianza “se terminó” porque desde el PRO no creían que en el Frente Renovador estuviera “el cambio de verdad”.

Poco antes de que De Narváez anuncie a los medios la renuncia a su candidatura, el alcalde porteño enfatizó que “no hay ninguna conversación formal con el Frente Renovador” y agregó que “es una lectura equivocada” pensar que la única forma de ganarle al kirchnerismo es llevándolo a Massa en la lista como candidato a gobernador bonaerense en las Primarias de agosto próximo.

About The Author

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 + Doce =

Siguenos en Twitter


Cotización de Hoy

Nuestra Página en Facebook!

Estamos en Google Plus

Calendario económico en tiempo real

Encuestas

¿Cómo es nuestro sitio?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...

Archivo, Despliega Para elegir el Mes

Formulario de Contacto

Su nombre (requerido)

Su e-mail (requerido)

Asunto

Su mensaje

Comparte esta Publicación

Compártela con tus amigos!